WhatsApp: +1 (954) 410-3646 atabosky@utgmiami.com

Hoy en día la venta de inmuebles a mujeres y a hombres se maneja de manera distinta. Esto no quiere decir que uno sea más superior o inferior que el otro, esto significa que son diferentes en todo caso.

Aunque no es algo que este planteado por los agentes inmobiliarios, vender una propiedad, tanto a hombres como mujeres, es algo diferente. Sin embargo hay muchos que piensa que sí.

Lo que sí tienen en común es que ambos les causan preocupación tanto la hipoteca así como la zona donde se encuentra el inmueble, y de sobre manera le interesa el precio de dicha propiedad.

Venta a hombres y a mujeres

Podemos decir que la diferencia entre los hábitos de compra de un hombre comparado con una mujer va más allá de que uno coloca el dinero y otro tomas la decisión final de compra.

Este tipo de comentario es considerado muy soez y en algunos casos emitido por algún ignorante que nunca ha usado técnicas como la neuroventa inmobiliaria y que al mismo tiempo brinda un servicio pésimo a sus clientes.

Es por ello que tenemos que afirmar que la venta de inmuebles ha sufrido muchos cambios durante los últimos años, trayendo como consecuencia que las tendencias de comportamiento a la hora de comprar son tomadas en cuenta seriamente.

Esta es una estrategia de neuroventa inmobiliaria que garantiza que las ventas aumenten. Es por ello que se debe conocer cómo piensan las mujeres si eres un agente, y como piensan los hombres si eres una agente inmobiliaria.

Vender a hombre o a mujer

Es importante señalar que tanto las mujeres como los hombres tienden a comprar de manera diferente una propiedad, esto se debe en gran medida a que se comportan de manera diferente y por ende piensan distinto.

Del mismo modo cuentan con intereses diferentes. Es por ello que se tiene que contar con mucha experiencia y educación, y sobre todo con acceso a la información para que tengamos una influencia y seguir siendo diferentes.

Los estilos comunicativos del hombre y de la mujer son diferentes, esto se debe en gran medida a que su consumo de información es diferente igualmente. Diferente al mismo tiempo es su forma de relacionarse con el mismo sexo.

Y es por ello que las estadísticas nos arrojan que las mujeres están comprando más inmuebles que los hombres. Y es que las motivaciones que los mueven, son distintas en todos los sentidos.

Aspectos relacionados

Si nos ponemos a pensar detenidamente en los aspectos antes mencionados, tenemos que obligatoriamente señalar que debe ser muy difícil ver como una pareja se pone de acuerdo a la hora de comprar una propiedad.

En algo que si coinciden casi siempre es que desean una vivienda nueva. Pero de allí a ponerse de acuerdo en que tipo de vivienda quieren, las cosas pueden tomar distintos caminos para coincidir.

Sin embargo, al final de camino, alguno de los dos va a terminar cediendo terreno, en demasía pudiéramos decir. Eso va a depender en gran medida del tipo de relación que tenga la pareja. Para mayor información visite nuestro blog.