Home    Los buenos inquilinos

Los buenos inquilinos se caracterizan por sus buenas costumbres demostradas al vivir alquilados en una casa. Pues el vivir en una casa es una opción que muchas personas escogen, sobre todo antes de comprar una propia.

La mayoría de las personas que son inquilinos, son personas jóvenes, pues en la mayoría de sus casos no cuentan con dinero para comprar viviendas. Y el alquiler se ha vuelto una manera de obtener dinero para el propietario.

De igual modo es beneficioso para el inquilino, sin embargo hay ocasiones en que ocurren incidentes entre propietario e inquilino. Y la relación se puede complicar. Por ello traemos algunos detalles sobre cómo ser un buen inquilino.

Los buenos inquilinos

Es importante ser siempre un buen inquilino, eso nos abre muchas puertas. Lo primero que debe hacerse es no retrasarse en el pago de las mensualidades de la renta, eso nos da gran ventaja de seguir en el lugar alquilado.

Pagar al día se ha convertido en una regla de oro, con ello evitamos muchos inconvenientes. Por ello se debe pagar puntualmente y honrar de esta manera los compromisos adquiridos en el contrato de alquiler.

Otro punto a favor del inquilino es cancelar otras deudas que se asume durante su arrendamiento, como por ejemplo el pago de  los servicios. Es bueno pagar puntualmente el servicio eléctrico, el de agua y el del gas.

Ser buen inquilino

Otros puntos a favor de los arrendatarios es cuidar y preservar la vivienda como si fuese propia. Pues es ahí donde vas vivir un largo periodo de tiempo. Y es que cuando compres tu propia casa, seguramente la sentirás como propia de inmediato.

Preservar la vivienda donde estas arrendado es cuestión de organización, y es que cuando llegues por primera vez a esa casa alquilada, esta debes estar en perfectas condiciones y así deberás mantenerla, e incluso mejorarla de ser posible.

Otro punto a favor para ser buen arrendador es cuidar y mantener una buena relación con sus vecinos. Esto forma parte para una buena convivencia. Trate de ser cordial, respetuoso y amable, no haga ruidos molestos, entre otras cosas.

De igual modo, es recomendable que en la medida de lo posible, haga las reparaciones que sean necesarias. Aunque la mayoría de los casos corren por cuenta del propietario, sobre todo la de los aparatos eléctricos.

Sin embargo, hay otras reparaciones que deben ser asumidas por el inquilino, sobre todo si son causadas por este. Ese tipo de situación debe ser asumida y la reparación realizada por el arrendador.

Otros tips

Hay compromisos que deben ser honrados por las partes, por ejemplo las del arrendador y arrendatario, siempre quedan plasmadas en el contrato, y son de obligatorio cumplimiento.

Hay casos donde se hacen rebajas del monto de la mensualidad, motivado por alguna reparación que se haga dentro de la casa, pero lo más sano es dejar plasmado este tipo de compromisos dentro del contrato. Si quiere obtener más datos visite nuestra web.

Los buenos inquilinos se caracterizan por sus buenas costumbres demostradas al vivir alquilados en una casa. Pues el vivir en una casa es una opción que muchas personas escogen, sobre todo antes de comprar una propia.

La mayoría de las personas que son inquilinos, son personas jóvenes, pues en la mayoría de sus casos no cuentan con dinero para comprar viviendas. Y el alquiler se ha vuelto una manera de obtener dinero para el propietario.

De igual modo es beneficioso para el inquilino, sin embargo hay ocasiones en que ocurren incidentes entre propietario e inquilino. Y la relación se puede complicar. Por ello traemos algunos detalles sobre cómo ser un buen inquilino.

Los buenos inquilinos

Es importante ser siempre un buen inquilino, eso nos abre muchas puertas. Lo primero que debe hacerse es no retrasarse en el pago de las mensualidades de la renta, eso nos da gran ventaja de seguir en el lugar alquilado.

Pagar al día se ha convertido en una regla de oro, con ello evitamos muchos inconvenientes. Por ello se debe pagar puntualmente y honrar de esta manera los compromisos adquiridos en el contrato de alquiler.

Otro punto a favor del inquilino es cancelar otras deudas que se asume durante su arrendamiento, como por ejemplo el pago de  los servicios. Es bueno pagar puntualmente el servicio eléctrico, el de agua y el del gas.

Ser buen inquilino

Otros puntos a favor de los arrendatarios es cuidar y preservar la vivienda como si fuese propia. Pues es ahí donde vas vivir un largo periodo de tiempo. Y es que cuando compres tu propia casa, seguramente la sentirás como propia de inmediato.

Preservar la vivienda donde estas arrendado es cuestión de organización, y es que cuando llegues por primera vez a esa casa alquilada, esta debes estar en perfectas condiciones y así deberás mantenerla, e incluso mejorarla de ser posible.

Otro punto a favor para ser buen arrendador es cuidar y mantener una buena relación con sus vecinos. Esto forma parte para una buena convivencia. Trate de ser cordial, respetuoso y amable, no haga ruidos molestos, entre otras cosas.

De igual modo, es recomendable que en la medida de lo posible, haga las reparaciones que sean necesarias. Aunque la mayoría de los casos corren por cuenta del propietario, sobre todo la de los aparatos eléctricos.

Sin embargo, hay otras reparaciones que deben ser asumidas por el inquilino, sobre todo si son causadas por este. Ese tipo de situación debe ser asumida y la reparación realizada por el arrendador.

Otros tips

Hay compromisos que deben ser honrados por las partes, por ejemplo las del arrendador y arrendatario, siempre quedan plasmadas en el contrato, y son de obligatorio cumplimiento.

Hay casos donde se hacen rebajas del monto de la mensualidad, motivado por alguna reparación que se haga dentro de la casa, pero lo más sano es dejar plasmado este tipo de compromisos dentro del contrato. Si quiere obtener más datos visite nuestra web.

Related Articles

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

DÉJANOS TUS DATOS PARA MÁS INFORMACIÓN
close slider

¡Llena este formulario para mas información!